domingo, 14 de diciembre de 2014

CARAY: ¡QUÉ RESTAURANTE!


 
Texto by Mónica Gutiérrez-Aller @lasmonicadas

Si mi querida ConchaCrespo –experta gastrónoma con la que aprendo cada día- me llama para conocer un nuevo restaurante, podemos decir que lo dejo todo!
Y el buen ojo de Concha esta vez se ha fijado en Caray, un gran proyecto gastronómico soñado por su propietario, el siete veces campeón de pádel Alberto Rodríguez Piñón que ha abierto hace tan sólo un par de meses en la capital para placer de todos los que nos gusta comer bien.
Situado en la esquina del Hotel Gran Meliá Fenix, ya desde la entrada apreciamos el diseño del reconocido interiorista Lorenzo Castillo, siempre elegante y rotundo, se ha encargado de dar a Caray un toque a mi parecer de colonia francesa, en el que predominan los tonos verdes, negros y dorados, muy años 20, con materiales de lujo como el mármol, el terciopelo, o la malaquita rusa de la impresionante y original barra central con forma ovalada, un chapeu por mi parte!


Y si la decoración es de lujo, no lo es menos la cocina en manos de Miguel Ángel Román, chef de La Montería: ha ideado una carta llena de platos originales que apetecen con solo leerlos, donde predomina el gusto por el producto de calidad cocinado sin artificios, para resaltar el sabor de cada ingrediente.
 
Tuvimos la suerte de ser aconsejados por un gran profesional de la hostelería, Valerio Carrera, sommelier de Caray y mucho más, experto en vinos de referencias nacionales e internacionales que maridaron a la perfección con cada plato que salía de los fogones.
 
 
Comenzamos con un original plato, lascas de mango, foie y crujiente, ingredientes inesperados de acertada combinación; Seguimos con milhojas de remolacha, queso y anchoa; Un nombre gracioso para un plato sabroso: gambas gabardina invertida, se come todo todito incluida la cabeza, con un intenso sabor a mar.
 
Todo un espectáculo ver a Valerio elegir la trufa blanca perfecta, traída desde la región d’Abruzzo en Italia, y preparar en mesa el huevo poché con boletus y la deliciosa y aromática trufa ¡un plato de diez!
Platos principales salidos de la delicada cocina de Román, un atún rojo con brotes de soja y salmorejo, elaboración diferente a medio camino entre el sashimi y el tataki
Una buena merluza con tirabeques y carabinero, un acierto de plato. Terminamos los platos principales con un delicioso tartar de ciervo, muy gustoso y excelente maceración.
No podíamos dejar escapar los conocimientos de Valerio Carrera sobre quesos y culminamos una gran cena con una tabla de quesos franceses, sabrosos e intensos.

 
Esta cena de lujo me resulta atractiva y accesible en precios: entrantes sobre 14 euros, principales en torno a 22 euros, y  postres 7 euros.
 
Ambiente cosmopolita y elegante, ubicación inmejorable y alta relación calidad precio me hace pensar que Caray es ya el must go del invierno madrileño, ¡éxito seguro!
 

C/ Hermosilla, 2 Madrid

Tlf. 91 485 78 01


Fotos propias y de Caray

Si queréis que visitemos vuestro local gastro, podéis contactarnos en mgutierrezaller@gmail.com

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por tu comentario! Recuerda no utilizar palabras malsonantes u ofensivas.