jueves, 11 de junio de 2015

VILLALAR LE QUALITÉ: PASIÓN POR LA BUENA COCINA


La verdad que me ha sorprendido muy gratamente Villalar Le Qualité, en pleno Barrio Salamanca al ladito de la madrileña Puerta de Alcalá y en una animada calle gastro en la que se respira tranquilidad y buen rollo.

Dos jóvenes emprendedores y apasionados de la buena cocina, Daniel Bállega y Miguel Hurtado, han decidido hacer realidad su sueño y han abierto Villalar Le Qualité, ofreciendo precisamente eso: calidad en los fogones. Daniel al mando de la gerencia y Miguel responsable de los elegantes platos que salen de su cocina, me cuentan cuál es su proyecto gastronómico:

Por las mañanas, desayunos en la barra y en las mesas altas junto a una pequeña cascada, destacan sus mermeladas caseras hechas con todo el cariño y presentadas en coquetos botecitos rústicos, la de hierbabuena es ya todo un clásico entre sus fieles seguidores.


Al mediodía dos menús, standard y ejecutivo, en Villalar Le Qualité cuentan ya con varios adeptos en la zona que no perdonan salir del trabajo y probar las sugerencias del día.

Pero donde realmente destaca Villalar Le Qualité es con su carta, no demasiado larga pero muy acertada, y después de probar varios de sus platos he de confesaros que me han conquistado, no sólo por la elaboración de su cocina, sino también por el cariño que le ponen, y eso desde luego se nota.

Comenzamos con un aperitivo de la casa presentado en un recipiente especial para la cata de aceites, del más suave al más fuerte, sano y natural. Probamos la caprese con tomate cherry y mozzarella bocconcini, una combinación fresca para estos días y una buena forma de empezar una cena.


Seguimos con un plato de pulpo ecológico de la Ría de Bueu a la plancha con parmentier trufada, elaboración muy por encima de la media y calidad de producto.


Había que probar ese steak tartar con helado de mostaza, excelentemente macerado y ligado me encantó encontrar trocitos de pepinillo y la mostaza le iba de muerte, rico rico.


Original y sabroso el sartú de rissotto con berenjenas, espléndidamente presentado y sorprendente sabor, este plato me ha conquistado.


Magret de pato a la fruta de la pasión sobre panaderas de manzana, se notan los platos bien hechos.

Y terminamos con un irresistible coulant de chocolate con helado de piña, pues eso, ¡irresistible!


Y no olvido hablaros de la decoración fresca y minimalista de Villalar Le Qualité, donde han aprovechado con acierto toda una larga pared para cubrirla de elegantes jardines verticales, para dar acceso a través de un pasillo iluminado con originales macetas a modo de lámparas, a la sala de restaurante, en la que igualmente predominan los tonos blancos, la madera clara y atención a la baldosa rústica del suelo, que contrasta con la iluminación inferior de la mesa del reservado, en un tono azul que nos hace pensar en ¡cenar en las nubes!.


No tengo más que recomendaros Villalar Le Qualité por varias razones: su ajustado precio, -ticket medio sobre 25 euros-, la zona en la que se ubica, y la calidad de sus platos que demuestran pasión por la gastronomía. Repetiré.


Villalar Le Qualité

C/ Villalar, 6 Madrid

Tlf. 91 070 48 61
Fotos propias

Si queréis que visitemos vuestro local gastro, podéis contactarnos en mgutierrezaller@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por tu comentario! Recuerda no utilizar palabras malsonantes u ofensivas.